La compañía estadounidense Western Digital ha presentado una oferta de 2 billones de yenes (15.986 millones de euros/ 17.872 millones de dólares) por la rama de chips de Toshiba, que el grupo nipón aspira a vender para sanear sus cuentas, según adelantan hoy los medios nipones.

Esta oferta se puso sobre la mesa durante un encuentro celebrado hoy en Tokio entre los máximos responsables de ambas compañías, Steve Milligan y Satoshi Tsunakawa, según dijeron fuentes empresariales a la agencia nipona Kyodo.

La cuantía de la oferta de Western Digital, compañía con la que Toshiba ya tiene un acuerdo de colaboración para la producción de sus chips, ha sido bien acogida en la Bolsa de Tokio, aunque ambas empresas mantienen una disputa que por ahora imposibilita el acuerdo, informó por su parte el diario Nikkei.

Las acciones de Toshiba Corporation avanzaron un 6,54 por ciento en la pausa de media sesión de la Bolsa de Tokio tras conocerse los detalles de la negociación, una subida que posteriormente se aceleró hasta el 7 por ciento.

Western Digital habría ofrecido a Toshiba adquirir acciones preferenciales de su unidad de chips por valor de 1,5 billones de yenes (11.200 millones de euros / 13.400 millones de dólares), así como invertir otros 500.000 millones de yenes (3.900 millones de yenes/ 4.200 millones de dólares) en participaciones junto a un fondo público-privado nipón.

El fabricante estadounidense de discos duros y otros dispositivos de almacenamiento de datos es propietario conjunta de la planta de Yokkaichi, en la prefectura de Mie (centro), donde Toshiba produce sus chips.

Por este motivo, ha demandado derechos de negociación exclusivos para adquirir la unidad, negándose a transferir las instalaciones a terceros al considerar que la participación de otra compañía puede afectar al desempeño de las instalaciones que administran conjuntamente y causarle pérdidas.

Western Digital ha remitido el asunto a la Corte Internacional de Arbitraje de la Cámara de Comercio Internacional (CCI), y su disputa con Toshiba podría retrasar el proceso de venta de la unidad de chips del grupo nipón, que éste aspiraba a cerrar para finales de junio.

La escisión y venta de la rentable rama de chips de memoria, que ostenta la segunda mayor cuota de mercado a nivel global tras la surcoreana Samsung Electronics, fue una de las medidas que el gigante nipón tomó para obtener liquidez y compensar las pérdidas derivada de el déficit multimillonario de su rama nuclear estadounidense.

Fuente: El Economista

¿Querés enterarte al instante en tu smartphone?
Seguinos en nuestro canal de Telegram: https://t.me/todoenunclick

También podes seguirnos en:

Twitter: @todoenunclick
Instagram: @todoenunclik
Facebook: https://www.facebook.com/todoenunclick/
Algunos Servicios recomendados por Todo en un click


¿Todavía tu emprendimiento no es parte de nuestra Guía Click? ¿Que estás esperando?