Inicio Tecno 5 razones para actualizarse a Windows 8.1

5 razones para actualizarse a Windows 8.1

El 8 de abril llegó haciendo realidad el final del soporte de Windows XP. Por más de una década, este sistema operativo dio servicio a muchas personas y empresas, pero ha llegado el momento de cambiar.

En estos más de 12 años, la tecnología ha avanzado a pasos agigantados y hemos visto como la forma de trabajar, de comunicarnos y de divertirnos ha cambiado; nosotros también hemos cambiado, ¿Por qué no cambiar también nuestro sistema operativo?

A continuación, les damos 5 razones por las que es bueno actualizarse a Windows 8.1:

1. Oportunidad de utilizar un sistema operativo moderno. Si actualizamos nuestro sistema operativo a uno moderno (como Windows 8.1), tenemos la oportunidad de hacer las cosas que más nos gustan de manera más rápida y eficiente, por medio de una interfaz lista para la tecnología táctil.

2. Oportunidad de contar con hardware moderno. El hardware que corre Windows XP no soportará periféricos modernos, y tampoco está habilitado para utilizar tecnología táctil. Es el mejor momento para actualizar nuestra PC por una nueva o cambiar a una tableta o laptop con Windows 8.1.

3. No más archivos perdidos. En Windows XP era común hacer carpetas dentro de las carpetas para almacenar nuestros archivos. Era una misión casi imposible encontrarlos. Windows 8.1 permite almacenar todo en la nube, en OneDrive, todo está a la mano, seguro y fácil de encontrar.

4. Mayor seguridad para nuestra información. Al estar fuera de soporte Windows XP se hará más vulnerable a ataques cibernéticos, por lo que nuestra información estará cada vez más en riesgo. La tecnología ha avanzado y por lo tanto también las amenazas cibernéticas, un sistema operativo moderno como Windows 8.1 está preparado para enfrentarlas y proteger nuestra información.

5. Oportunidad de ser multitarea en varias pantallas. Si actualizamos a un sistema operativo moderno como Windows 8.1 podemos tener abiertas diferentes aplicaciones y trabajar con cada una de ellas de manera simultánea, en diferentes pantallas, para ser más productivos. Ya no más cambios entre ventanas abiertas.

Llegó el momento para actualizar nuestros equipos, porque no habrá más actualizaciones de seguridad para Windows XP. Pero más que entrar en pánico, debemos ver este día como una oportunidad para renovar nuestro sistema operativo y mantenernos al paso de estos tiempos en los que la tecnología avanza tan rápido. Gracias por todo Windows XP.