Inicio Empresas y Negocios En las empresas no siempre hay un correcto entendimiento de los mensajes

En las empresas no siempre hay un correcto entendimiento de los mensajes

Es bastante común encontrarse con alguien que se pregunte si será que les habla a las personas en un idioma que no entienden y por qué tiene que repetir tantas veces las cosas a los demás, debido a que no ve los resultados deseados después de emitir determinados mensajes.

Esto se debe a que el mundo de hoy está saturado de información, e igual pasa dentro de las empresas, lo que repercute en la forma en que cada persona recibe y entiende los mensajes, hasta el punto de que la mayoría filtran la información que reciben y seleccionan aquella que se acerca a sus propios puntos de vista.

La publicación de la American Psychological Association, Psychological Bulletin, publica una investigación realizada por sicólogos de las universidades de Illinois y de la Florida en la que se analizan 91 estudios en los que participaron cerca de 8.000 personas, llegando a la conclusión de que casi todo el mundo filtra lo que oye y ve, y de que, generalmente, dos tercios de los seres humanos seleccionan las ideas con las que están de acuerdo.

La investigación se realizó con el fin de acercarse a una respuesta para el debate entre sicólogos sobre si las personas escogen la información que más se parece a sus pensamientos o si la cuestión es que éstas se rodean de otras con ideas similares y por eso no son receptoras de conceptos opuestos a los suyos.

De acuerdo con la profesora de Sicología de la Universidad de Illinois y líder de esta investigación, Dolores Albarracín, “Queríamos ver exactamente a nivel global hasta qué punto están dispuestas a llegar las personas para buscar la verdad contrario a simplemente quedarse cómodos con lo que ya saben”.

Esfuerzos para que el mensaje sea efectivo
Esta situación de percepción y retención de los mensajes se da en todos los ámbitos del ser humano, incluso en el de trabajo, lo que quiere decir que esta puede ser una de las causas de que, por ejemplo, dos compañeros de trabajo lleguen a algún acuerdo y después piensen que no salió bien y que no se logró el objetivo, posiblemente debido a que los dos entendieron algo distinto con base en sus propios deseos, como lo explican en un artículo de Management-Issues.

Si se asume que dos tercios de los empleados seleccionarán solo aquella información que corresponda a sus formas de pensar, hay que tener esto presente para enviar los mensajes de una forma efectiva y, cuando estos vayan contra la corriente, ser conscientes de que hay que repetirlos varias veces para que no sean descartados en esa primera vez y se queden en el olvido.

Pero Albarracín trata de animar un poco en el sentido de que no es imposible hacer circular y comprender un mensaje correctamente, y afirma que “Es una buena noticia que una de tres veces, o cerca de eso, las personas están dispuestas a buscar el lado opuesto”.

Factores que influyen en la recepción de la información
El estudio, además de encontrar este patrón de la forma en la que las personas seleccionan la información que reciben, también afirma que hay ciertos factores que influyen en que algunos opten más por lo que se acerca a sus creencias y otros decidan abrirse a nuevas ideas.

Por ejemplo, hablan de que cuando se trata de temas políticos, religiosos o de valores éticos las personas son más cerradas a oír diferentes puntos de vista y se encierran más en los suyos propios. Por el contrario, cuando alguien está acostumbrado a divulgar lo que piensa, por ejemplo un político, está más abierto a conocer distintas opiniones para hacer que sus ideas evolucionen.

Además, el estudio asegura que la gente que es más segura de sí misma y de sus ideas tiene menos miedo a oír y a exponerse a pensamientos opuestos a los suyos, en contraste con aquellos que tienen poca confianza en sí mismos.

No es fácil que otros sean receptivos y además comprendan eso que pasa por las mentes de quienes quieren exponerles sus ideas, pero tampoco es imposible, como lo afirma Albarracín. Como en todo, debe buscarse el medio adecuado para llegarles eficaz y oportunamente a los demás.


Fuente: Tendencias 21

Algunos Servicios recomendados por Todo en un click



¿Todavía tu emprendimiento no es parte de nuestra Guía Click? ¿Que estás esperando?