Inicio Empresas y Negocios Factoring para Dummies

Factoring para Dummies

Por: Guillermo Busso, socio director de Grupo Fimaes

El factoring es la solución más rentable, ágil y eficaz a los problemas que generan a las empresas las ventas a crédito y los dilatados plazos de cobro que conllevan.

Mediante esta herramienta, las compañías ponen en manos de expertos profesionales la gestión y administración de sus ventas a crédito, tanto nacionales como internacionales.

Esta fórmula engloba toda una serie de servicios de análisis, administración, gestión, financiación de ventas, facturación y cobro de la cartera de clientes. Su utilización puede eliminar el riesgo de impagados, reducir los retrasos en el cobro de las facturas, rebajar considerablemente los costes administrativos y simplificar la contabilidad.

Entre las empresas usuarias de los servicios de factoring un 80% son Pymes para las que este servicio financiero es una fuente muy valiosa de gestión y financiación de sus ventas. Y en lo que se refiere a las ventas al exterior, el factoring facilita la posibilidad de ampliar mercados con la seguridad de que estas operaciones van a finalizar sin ningún problema.

Qué costos están involucrados?
La carga financiera del factoring depende de los servicios contratados y estos tienen dos componentes:

– Financiero: el tipo de interés que en cada momento aplique el mercado a cualquier operación de financiación.

– E porcentaje sobre las facturas cedidas: variará según el volumen de negocio, el número e importe de las facturas, el sector en el que se opera, el nivel de riesgo de los deudores, la asunción o no de la cobertura del riesgo de insolvencia por parte de la compañía de Factoring, etc.

El factoring es aconsejable para:

– Facilitar un eficaz control estadístico-contable de la cartera de facturas.
– Simplificar la contabilidad de las cuentas de clientes.
– Aumentar la eficacia de la gestión de cobros.
– Evalúar la cartera de clientes y el riesgo asumible.
– Agilizar la obtención de informes.
– Disminuir la carga administrativa, racionalizando los sistemas de administración y disminuyendo el trabajo burocrático.
– Reducir las gestiones por impagos, morosidad y fallidos.
– Proporcionar información periódica y regular de los deudores.
– Reducir interferencias entre los departamentos Comercial y Administrativo.
– Reducir los gastos administrativos, de personal y de comunicaciones.

Las ventajas que conlleva son:

– Mejora la gestión de venta y facilita acciones comerciales más efectivas.
– Permite a la red comercial centrarse en su trabajo sin gestiones de cobros.
– Asegura una mejor evaluación de los clientes.
– Reduce gastos y tiempo en la elaboración de informes comerciales.
– Contribuye a la correcta y efectiva toma de decisiones.
– Mejora la posición de la empresa frente a la competencia y a los clientes.
– Contribuye a la introducción y apertura de nuevos mercados.
– Consolida y aumenta la clientela.

Algunos Servicios recomendados por Todo en un click



¿Todavía tu emprendimiento no es parte de nuestra Guía Click? ¿Que estás esperando?