Inicio Empresas y Negocios Las investigaciones transnacionales están aumentando, pero muchas empresas no están preparadas para...

Las investigaciones transnacionales están aumentando, pero muchas empresas no están preparadas para el desafío

Compartir

Según la encuesta de KPMG Cross-Border Investigations de sesenta ejecutivos globales, el noventa por ciento del número indicó que el número de investigaciones transnacionales ha subido o se mantuvo igual durante el año pasado. Sin embargo, más del 50 % de estos ejecutivos informaron que disponen de protocolos limitados en lugar y tienen recursos insuficientes para llevar a cabo este tipo de pesquisas. Mientras las regulaciones globales, leyes y acciones de cumplimiento aumentan, las empresas con protocolos de investigación transfronterizos bien diseñados están en mejor posición para obtener resultados positivos que los que no están preparados.

“La realización de investigaciones transfronterizas no es una tarea sencilla”, dijo Phil Ostwalt, Coordinador Global de Investigaciones Forenses para la prácita global en KPMG y Líder de Investigaciones en los Estados Unidos. “Si agregan las complejidades de las diferencias legales y culturales, tendrán uno de los mayores desafíos que enfrentan las corporaciones globales”.

Solo 35 % de los encuestados indicaron que sus compañías realizan anualmente capacitación sobre investigaciones transfronterizas, un gran descenso con respecto a la encuesta de KPMG en 2007, en la que el número era del 80 %. En tanto, 42 % de los ejecutivos creen que sus empresas carecen de los recursos suficientes para manejar las investigaciones transfronterizas.

“Dada la rapidez con que ocurre el cumplimiento, la gerencia nunca puede estar lo suficientemente prepararada en cuanto a protocolos y procedimientos de investigación. Sin embargo nuestros resultados muestran que muchas empresas están suficientemente preparadas para afrontar este reto “, dijo Ostwalt.

Las leyes de privacidad de datos
Las leyes de privacidad de datos y regulaciones extranjeras plantean algunos de los desafíos más grandes a la realización de investigaciones transfronterizas, a raíz de las restricciones a los tipos de datos que pueden ser recogidos y trasladados fuera de la jurisdicción. Muchos países han promulgado leyes que conceden una alta prioridad a la protección de datos personales, incluido el establecimiento de un derecho legal fundamental en la privacidad de los datos personales, aunque estos datos estén contenidos en el sistema de un empleador o un ordenador. De hecho, más del 46 % de los encuestados informó que su mayor reto en la realización de investigaciones es el manejo de las cuestiones de privacidad de datos transfronterizos.

Las diferencias culturales
Las diferencias culturales siguen siendo uno de los tres principales desafíos en la realización de investigaciones transfronterizas, que creció de 26% en 2007, al 37% en 2013. Las empresas ya no pueden confiar en los procedimientos y recursos utilizados para las investigaciones nacionales. En su lugar, deben estar personalizados para cumplir con las diferentes leyes locales y respetar las diversas culturas y costumbres.

“Simplemente no se puede llevar a cabo una investigación internacional sin la gente que conoce los entresijos y la idiosincrasia de determinadas jurisdicciones”, continúa Ostwalt. “Lo que puede ser aceptable en una cultura puede ofender totalmente a alguien de otra cultura. Las lealtades también difieren según la cultura y algunos empleados pueden ser reacios a hablar en contra de un compatriota en beneficio de una empresa extranjera”.

Su consejo es que las organizaciones desarrollen de manera proactiva y procedimientos de gestión de casos de investigación que se alinean con los valores de la empresa, las normas y los principios, y que tengan en cuenta los requisitos específicos, las costumbres y las prácticas del país o de la región. A menudo, un solo tamaño no sirve para todos y debería que ser personalizado para satisfacer las necesidades y procedimientos de una jurisdicción en particular.

“Hemos aprendido de niños a detenernos, mirar y escuchar antes de cruzar la calle, y la misma prudencia se debe aplicar antes de tomar cualquier acción en relación con una acusación de mala conducta”, dijo Dean Friedman, jefe de investigaciones de la red de KPMG en Europa, región de Oriente Medio y África para la práctica forense global. “Tomarse el tiempo para evaluar el asunto es de vital importancia para el bien de la confidencialidad y la privacidad, así como de la credibilidad del programa de cumplimiento, la integridad de los avances de investigación, y la reputación de las personas involucradas. Equilibrar la integridad del proceso de investigación con los derechos legales que tienen los sujetos en el extranjero bajo la ley local es a la vez un arte y una ciencia”.

El soborno y la corrupción, los más comunes
En cuanto a los tipos de denuncias de que están investigando las empresas, el soborno y la corrupción fueron identificados por más de sesenta y siete de los encuestados. Esto fue seguido de cerca por las acusaciones de malversación o apropiación indebida, seleccionados por casi el 65 % de los ejecutivos participantes, y los conflictos de interés, que fue elegido por el 63 % de los encuestados.

Algunos Servicios recomendados por Todo en un click



¿Todavía tu emprendimiento no es parte de nuestra Guía Click? ¿Que estás esperando?