Inicio Motores Así es el Ford Mustang Shelby GT500 CR: un restomod de 822...

Así es el Ford Mustang Shelby GT500 CR: un restomod de 822 CV que verá la luz en Las Vegas

El Ford Mustang Shelby GT500 CR es en una de la mejores reinterpretaciones del clásico del 67, sino la mejor, y es que con tres grandes como Shelby, Classis Recreations y SpeedKore para la fabricación de un modelo limitado a 25 unidades, con diseño clásico y entrañas actuales, el resultado no podría ser otro.

Carrocería completamente en fibra de carbono

Classic Recreations es un especialista con sede en Yukon (Oklahoma) que construye y restaura Mustang clásicos de forma completamente artesanal desde hace más de 15 años, todos ellos bajo el sello de oficial de Shelby, siendo esta compañía quien se ha encargado de liderar el proyecto, junto al constructor de la cobra.

Tal y como puede verse en las imágenes, este Mustang cuenta con una carrocería completamente en fibra de carbono que se ha fabricado usando los mismos moldes que empelaba Shelby hace más de 50 años, y cuya fabricación la ha llevado a cabo otro viejo conocido, Speedkore, que puede que te suene por ser el responsable del BMW 3.0 CS de Downey Jr. (Iron Man), permitiendo reducir el peso del conjunto en casi 275 kg respecto al Shelby GT500 de 1967.

En el interior nos encontramos con la decoración clásica de la época, con inserciones en aluminio, detalles cromados, tapizados en cuaro y alcántara, y hasta el conocido pomo del cambio en forma de bola de billar en color blanco. Tan sólo la radio de nueva factura delata que estamos ante un vehículo del 2020, aunque siempre se puede recurrir a algún especialista que las fabrica con apariencia vintage.

Diseño de 1967 con tecnología de 2020

Sin embargo, una de las características más especiales de este Shelby GT500 CR es que a pesar de contar con un diseño clásico de 1967, su mecánica y soluciones técnicas son completamente actuales. Para ello, bajo el capó esconde un motor Ford Coyote de 5 litros, con un compresor volumétrico firmado por Whipple y un radiador de aluminio de alto caudal que lo ayudan a desarrollar una potencia de 822 CV, estando asociado a un cambio manual Tremex de 5 relaciones.

Además, también dispone de un sistema de escape MagnaFlow en acero inoxidable, frenos Wilwood de seis pistones delante y cuatro detrás, así como una llantas American Racing forjadas en 18 pulgadas que calzan neumáticos Michelin.

Si estas interesado en adquirir una de estas 25 unidades, disponibles a nivel global, te convendría saber que tienen un precio de 298.000 dólares, y que serán entregadas en Las Vegas en un acto en el que parte de los beneficios de su venta irán destinados a la Fundación Carroll Shelby para fines hospitalarios. Además, en ese precio se incluye una noche en un hotel de lujo en la capital del juego, la asistencia a la gala y una serie de obsequios.

Fuente: DiarioMotor