Inicio Negocios ¿Cómo las Pymes pueden optimizar la gestión de stock en tiempos de...

¿Cómo las Pymes pueden optimizar la gestión de stock en tiempos de pandemia?

Leandro Halfon

La pandemia del Covid-19 ha impactado fuertemente en las empresas que comercializan productos. Ya sea por fluctuaciones en las ventas, restricciones gubernamentales que por períodos determinados influyeron en que los comercios físicos no abrieran al público; o bien porque muchas compañías tuvieron que adaptarse y transformarse digitalmente para continuar con las ventas.

En este difícil contexto que estamos atravesando, la gestión de stock en empresas que comercializan sus productos de forma online o que trabajan con un modelo mixto de ventas digitales y través de locales a la calle, es clave para mantener el equilibrio y contar siempre con el inventario necesario y evitar faltantes que afecten a la actividad comercial del negocio.

Históricamente, y hoy más que nunca, una adecuada gestión de stock realza la confiabilidad del cliente para realizar su primera y próximas compras. Siempre que un usuario encuentre en una tienda stock de los productos que busca, además de estar satisfecho con el nivel de atención, ese comercio habrá fidelizado a su cliente.

Pero cómo las Pymes pueden gestionar eficientemente su stock en tiempos de crisis o incertidumbre como el que estamos viviendo. Aquí algunas claves:

  1. Ajustar eficazmente el nivel de stock a la demanda: La cantidad de stock disponible en un depósito, se calcula a partir de las previsiones de demanda. De esta forma, el inventario varía según el rubro al que pertenezca y su estabilidad de consumo (ya que hay productos que se consumen más en ciertas temporadas y en otras no, por ejemplo).
  2. Asegurar la buena calidad de atención al cliente: Servicio al cliente requiere localizar los productos en stock de forma sencilla, empaquetarlos de ser preciso y entregarlos en las mejores condiciones, así como en el menor tiempo posible y sin elevar los gastos de almacenamiento. Adicionalmente, la tendencia de compra online generó un incremento en el nivel de exigencia de los consumidores, gracias a las plataformas de eCommerce, y desató el auge de la logística omnicanal u omnichannel y de la hiperconectividad de los comercios (nuevos medios de contacto con el consumidor, como podrían ser, las redes sociales).
  3. Minimizar gastos por almacenamiento del stock: A través de la automatización de procesos estables y repetitivos, se organizan los productos en función de su rotación y de la optimización para preparar pedidos gracias a sistemas de gestión online como Contabilium.

 Por otro lado, una gestión de stock eficiente decantará en claros beneficios para una Pyme, entre los que podemos mencionar los siguientes:

  1. Reducción de gastos. Dimensionar el ingreso y egreso de los productos que conforman un inventario, permite minimizar el costo del almacenamiento de cada artículo, y así completar los espacios vacíos del depósito con nuevos productos. De este modo, se incrementan las ganancias, a la vez que se logra reducir el precio final de venta al consumidor.
  2. Mejora de la atención al cliente. Un cliente que recibe sus pedidos en tiempo y forma, así como de manera cada vez más rápida y eficiente, es un comprador fidelizado. Esto también aumenta la calidad del servicio y es una ventaja diferencial respecto a la competencia.
  3. Crecimiento de las ventas: Contar con un inventario disponible y correctamente organizado, aumenta la satisfacción de los clientes y genera directamente un incremento en las ventas, por reincidencia de compra o reputación del comercio.
  4. Reduce tareas administrativas: Una vez que se implementa un protocolo o logística a seguir para la gestión de stock de un negocio, el trabajo manual y administrativo se reduce, ya que la automatización permite a su vez mayor productividad en el corto y mediano plazo, principalmente mediante el uso de sistemas de gestión.
  5. Optimización del flujo de caja para la reinversión: Una gestión eficiente del negocio permite que las ventas superen a los egresos, generando así mayor liquidez. De esta manera, el comercio pasa a contar con la posibilidad de reinvertir y lograr un crecimiento sostenido.

En tiempos tan cambiantes, queda claro que no sólo la producción, comercialización y logística de productos es importante para abastecer al mercado, sino que la gestión de stock también adquiere un rol protagónico para satisfacer la demanda de los consumidores que hoy adquieren productos a través de la omnicanalidad. 

Más información en: https://www.contabilium.com/

Asesoró: Leandro Halfon, CEO de Contabilium

Artículo anterior¿Selfie con el dedo pulgar o con la “V” de victoria?
Artículo siguienteLogística: La creciente cantidad de vehículos de reparto aumentará la emisión de gases efecto invernadero en un 21% para el 2030