Inicio Empresas y Negocios Directores financieros, de asistentes contables a socios del negocio

Directores financieros, de asistentes contables a socios del negocio

Por: KPMG

Tradicionalmente, las responsabilidades de un director financiero (CFO) se limitaban a gestionar los procesos de registro de transacciones y la producción de reportes contables-financieros.

No obstante, el trabajo del CFO actualmente atraviesa una serie de transformaciones que redefinen su rol y las habilidades necesarias para desempeñarse exitosamente en el puesto.

Una encuesta realizada por CFO Publishing y KPMG Internacional entre 433 altos ejecutivos ofrece un panorama sobre el CFO del futuro. A continuación enumeramos algunas de sus conclusiones:

1) Del foco en actividades contables hacia el negocio

El foco en la confección de reportes contables está quedando en el pasado. De acuerdo con la encuesta, actualmente, un CFO sólo dedica un cuarto de su tiempo a actividades financieras tradicionales.

Hoy, estos ejecutivos comienzan a asumir funciones de soporte para la formulación estratégica y la implementación de iniciativas para mejorar el desempeño del negocio.

Y la tendencia parece acelerarse. Seis de cada diez encuestados manifestaron que el tiempo dedicado a las actividades tradicionales seguirá decreciendo, a medida que se incrementan las responsabilidades estratégicas y de gestión de proyectos.

Así, las organizaciones buscan CFO proactivos y con conocimiento de gestión general. Es decir, ejecutivos capaces de convertirse en socios del CEO en los procesos de toma de decisiones.

2) Adquisición de habilidades de liderazgo

Si bien el CFO adquiere cada día mayor participación en las decisiones del negocio, también es cierto que sigue (y seguirá) siendo responsable por la emisión de reportes financieros y contables.

Así, un 78 por ciento de los encuestados afirmó que el director financiero debería ser un profesional con formación de contador certificado o calificaciones similares.

No obstante, además de la formación contable básica, nueve de cada diez encuestados manifestaron que debería contar con habilidades de liderazgo y comunicación para atraer y retener a los recursos humanos de su área en un contexto de escasez de talento.

Y, precisamente, en este punto queda mucho trabajo por hacer.

Típicamente, los CFO adquieren su formación a lo largo de su práctica profesional en el área de administración y finanzas.

Pero esta experiencia no siempre les brinda las habilidades de liderazgo necesarias en el contexto actual.

Así, las organizaciones pueden cubrir esta falencia, brindando oportunidades de capacitación y “mentoring” para sus ejecutivos financieros.

3) La importancia del equipo

A medida que el CFO se involucra activamente en las decisiones de negocio, buena parte de sus responsabilidades contables tradicionales serán delegadas a su equipo.

Por lo tanto, el director financiero debe dedicar tiempo en capacitar a sus colaboradores para que puedan desempeñar exitosamente la tarea.

Incluso, por los elevados niveles de rotación que suele exhibir el puesto del CFO, es prudente establecer un plan de sucesión, es decir, preparar a un candidato interno para reemplazar al mismo en caso de que éste decida abandonar la organización.

En definitiva, el rol del director financiero atraviesa fuertes transformaciones. El CFO del mañana será un ejecutivo con formación contable y financiera, vocación estratégica y buenas habilidades de liderazgo


Fuente: Materia Biz

Algunos Servicios recomendados por Todo en un click



¿Todavía tu emprendimiento no es parte de nuestra Guía Click? ¿Que estás esperando?