Inicio Empresas y Negocios ¿Intentas abarcar demasiado?

¿Intentas abarcar demasiado?

Las ambiciones nunca fueron malas, aspirar a un puesto mejor o a una situación mejorable es algo natural en el ser humano.


El error viene cuando intentamos ir a por todas las oportunidades sin ningún criterio aparente creyendo que esta es la mejor opción. Así, lo importante es aclarar cuáles son nuestras prioridades.

De hecho no tienes ni que apuntar a largo plazo, ¿qué te apetecería estar haciendo mañana?

Para perfilar estar prioridades sigue unos sencillos pasos:

Reduce tus objetivos y tareas diarias, de este modo y de forma automática acabarás haciendo lo que realmente te inspira sin mal ocuparte en tareas que te distraigan.

Cuando hayas fijado este par de metas a corto o largo plazo, céntrate en ellas. Pon el foco y comprométete a diario. Avanzarás más cuando te centres en unos pocos objetivos.

No dejes de interesarte por lo que te rodea: aunque hayas reducido tu bolsa de tareas diarias, pospón ideas o proyectos para realizarlos más adelante. Un cuaderno de a bordo podrías ser tu herramienta ideal.

Cuando eres específico y sabes qué deseas, el saco de posibilidades se reduce sustancialmente. Lo importante es abarcar lo necesario. Y sí, no hace falta dejar de ser ambicioso para ello.


Fuente: Forbes

Algunos Servicios recomendados por Todo en un click



¿Todavía tu emprendimiento no es parte de nuestra Guía Click? ¿Que estás esperando?