Inicio Empresas y Negocios Las imágenes atraen, pero son las palabras las que venden

Las imágenes atraen, pero son las palabras las que venden

Por: Manuel Guillermo Silva

Puede que seas el mejor en tu profesión, pero no logras destacar como te gustaría. Muchos problemas de conversión vienen por fallos de presentación y comunicación. Las imágenes atraen, pero son las palabras las que venden. No lo olvides.

Podrás capturar la atención, pero la decisión final depende en gran medida de técnicas de venta (no sólo las propias de ventas, sino también de “Naming”, creación de eslogans, Storytelling, presentación de contenidos, diseño gráfico y multimedia, etc). Al fin y al cabo, la Seducción es un proceso de Marketing y Ventas. Sea con tus potenciales clientes o actuales.

Para mí, el mejor Marketing es aquél que cubre necesidades y/o mejora la vida de las personas y la mejor Publicidad es aquélla que toca el corazón, es decir, la que te hacen los clientes satisfechos. Es más eficaz cuando hay subjetividad compartida. Creemos a los que son como nosotros y han tenido experiencias positivas. Los seres humanos somos emocionales y muy visuales. Nos tienes que conquistar con elocuencia, coherencia y un buen diseño gráfico y multimedia.

Me aburre la palabrería de ventas tradicional de “la mejor relación calidad-precio”, “líderes en el mercado” y similares. Las imágenes son muy importantes, pero las palabras y su presentación lo son más. Tus mejores textos, tus mejores palabras serán aquéllas que obtienen un apoyo social, que no hablan de características y sí de beneficios o necesidades que podrían cubrir, que conectan con historias, que no son muy extensas, que no tienen faltas de ortografía, que tienen un buen diseño gráfico (por ejemplo, con la tipografía, elección de colores, etc), que incluyen llamadas a la acción, etc.

Fuera de Internet, en persona, piensa que tu apariencia y lenguaje corporal son tan importantes o más que lo que digas verbalmente. En función de ello, pensarán si eres coherente con tus palabras y de fiar. Viste acorde a tu sector. Habla con seguridad, pasión, demostración y visualizando las historias que se podrían crear juntos. Las emociones son contagiosas. Contagia ilusión con una credibilidad detrás que se pueda demostrar.

A veces, estás más cerca de cumplir tus objetivos de lo que crees. La diferencia está en los pequeños detalles. En muchas ocasiones, no venderás porque no eres atractivo visualmente. Y no hay una segunda oportunidad para causar una buena impresión. En otras ocasiones, no vendes porque no sabes contar historias. Y una marca sin emoción no tiene conversión. En otros muchos casos, porque no comunicas lo suficiente. Y si no comunicas, no existes. En otros casos porque eres aburrido y uno más del montón. Y no tienes que buscar ser el mejor, sino ser diferente.


Fuente: Puro Marketing

Algunos Servicios recomendados por Todo en un click



¿Todavía tu emprendimiento no es parte de nuestra Guía Click? ¿Que estás esperando?