Inicio Empresas y Negocios Telefónica ratificó sus inversiones en Latinoamérica

Telefónica ratificó sus inversiones en Latinoamérica

En el marco de la inauguración de la nueva sede de la compañía en Madrid, España, Telefónica ratificó sus inversiones en Latinoamérica.

Directivos de la compañía adelantaron que la inversión en la región para los próximos 4 años rondará entre los 14.000 millones y los 16.000 millones de euros. “Tenemos plena confianza en la región, y nuestras inversiones hacia delante no han sido alteradas, ya que pretendemos seguir ampliando nuestras redes”, afirmaron.

La inauguración estuvo presidida por sus Majestades los Reyes, don Juan Carlos y doña Sofía, el presidente de Telefónica, César Alierta, y el Consejo de Administración, quienes han sido testigos de la firma de SSMM en el Libro de Honor de la compañía.

Acompañados por el arquitecto del proyecto Rafael de la Hoz, don Juan Carlos y doña Sofía han recorrido el complejo empresarial, y se han mostrado particularmente interesados en el diseño del mayor parque solar sobre cubierta de Europa y uno de los mayores del mundo: 16.000 paneles solares fotovoltaicos, con una longitud de más de un kilómetro y 20.000 metros cuadrados de extensión, que generan el 10% del consumo anual del complejo.

Asimismo, con motivo de la inauguración y la visita de SSMM, Telefónica ha organizado una exposición de fotografía en la que se recogen los momentos e hitos históricos más relevantes en la trayectoria de la compañía, que reflejan la importancia tecnológica y económica de Telefónica en la historia de España del siglo XX. Don Juan Carlos y doña Sofía pudieron comprobar, a través de 20 imágenes, cómo Telefónica ha estado presente en los momentos más relevantes y ha acompañado en su desarrollo y crecimiento a la sociedad española en las últimas ocho décadas.

Entre las instantáneas que los monarcas contemplaron se encontraban logros tan significativos e importantes como la inauguración del servicio telefónico entre España y Estados Unidos que sucedió en 1928 con una conversación entre el Rey Alfonso XIII y el presidente norteamericano Calvin Coolidge; la instalación del primer millón de líneas telefónicas en el año 1953; la total automatización del servicio telefónico en 1988; o la expansión internacional de la Compañía, primero en Latinoamérica y más recientemente en Europa y Asia.

Al acto de inauguración acudió el ministro de Industria, Comercio y Turismo, Miguel Sebastián y el secretario de estado de Telecomunicaciones y para la Sociedad de la Información, Francisco Ros, así como la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, y el alcalde de la ciudad, Alberto Ruiz Gallardón.

También han estado presentes en esta jornada clave para la historia de Telefónica una nutrida representación del mundo económico y empresarial, personalidades de la cultura, y miembros del cuerpo diplomático con representación en España, como símbolo del carácter internacional de la compañía, presente ya en 25 países de cuatro continentes.

La Telefónica del Siglo XXI
Desde que en 1928 el Rey don Alfonso XIII contemplara desde la azotea del histórico edificio de Gran Vía 28 la ciudad de Madrid, en aquellos años el rascacielos más alto de Europa, han pasado más de ocho décadas. En ese tiempo Telefónica ha ido adaptándose para lograr que los ciudadanos disfruten de las oportunidades que ofrecen las tecnologías de la información y la comunicación; hoy, haciendo un guiño al pasado, SSMM los Reyes han podido echar un vistazo al futuro desde una de las terrazas de la nueva sede de la compañía.

La Telefónica del siglo XXI es hoy una de las primeras empresas de Europa y del mundo. Desde aquel 19 de abril de 1924, cuando Telefónica nace para impulsar las nacientes telecomunicaciones en España y ponerlas al alcance de todos, la Compañía ha pasado de 78.000 clientes con los que terminó su primer año de existencia, a los más de 245 millones de clientes que tiene hoy en todo el mundo. Además, Telefónica ha realizado un esfuerzo importante en cuanto a creación de empleo: El Grupo ha crecido de algo más de 8.750 empleados en 1926 a los casi 250.000 profesionales que trabajan directamente con Telefónica.

Distrito C, nueva sede de Telefónica, se edifica como un proyecto abierto e integrado, valores que desde la fundación de la compañía han estado presentes en el cumplimiento de sus principales objetivos. Además, esta sede se ha convertido en el reflejo de la cultura y la dimensión actual de la operadora a nivel global: una gran empresa multidoméstica e internacional.

Con más de 360.000 m2 construidos, cuenta con 17 edificios formados por cuatro grupos de tres edificios, denominados Plazas situados en las esquinas del mismo. Una enorme marquesina, de más de un kilómetro de longitud y 56,2 metros de ancho recorre la cubierta de todos los edificios a excepción de las torres y los edificios auxiliares, lo que da unidad a todo el complejo. Cuenta también con un Edificio Central, un Edificio de Servicios y tres edificaciones auxiliares (Centro de Salud, Escuela Infantil y Gimnasio). Todo ello en un espacio ajardinado, con paseos y bancos con un lago en el centro.

Basado en el mejor aprovechamiento de la tecnología, este campus empresarial ocupado por 12.000 profesionales, se ha construido con el objetivo de convertirse en un referente de desarrollo sostenible, gestión medioambiental y consumo eficiente de los recursos. Mediante el diseño arquitectónico se ha logrado un importante ahorro en climatización así como una reducción de 5.000 toneladas de CO2 al año en emisiones a la atmósfera.

La superficie de 180.000 metros cuadrados de fachada acristalada, la de mayores dimensiones, tanto en España como en Europa, cumple con los criterios y el compromiso de sostenibilidad del conjunto arquitectónico ya que está construida con material reciclable de vida ilimitada. Este tipo de acristalamiento permite un ahorro del 42% en iluminación.

Esta nueva sede también ha supuesto no sólo un cambio de ubicación para Telefónica, sino la puesta en marcha de una nueva cultura de trabajo en la que los espacios y la tecnología están a disposición de las personas. Esta innovadora forma de entender el desempeño laboral se denomina “la oficina del futuro” y permite un marco laboral flexible y una gestión eficaz y más adecuada de la proyección profesional de cada persona.

Los puestos de trabajo se definen en función del perfil: la mesa deja de ser el elemento que define el puesto y en su lugar es el equipamiento o la utilización de los recursos lo que determina cada puesto de trabajo. Se trata de un proyecto de transformación de los espacios teniendo a las personas como protagonistas. Distrito C ha supuesto un cambio en la forma de trabajar que favorece alternativas laborales como: el teletrabajo, la presencia cada vez mayor en la sede del cliente y del cliente en la empresa, el trabajo colaborativo y los equipos de proyecto. Los espacios abiertos favorecen, además, la movilidad, la colaboración, la flexibilidad y la productividad.

Algunos Servicios recomendados por Todo en un click



¿Todavía tu emprendimiento no es parte de nuestra Guía Click? ¿Que estás esperando?