Inicio Empresas y Negocios La exportación de autos supera su récord histórico y totalizará 374 mil...

La exportación de autos supera su récord histórico y totalizará 374 mil unidades este año

La exportación de vehículos alcanzará las 374 mil unidades este año, marcando un incremento récord del 18% respecto del año pasado. Durante los primeros siete meses del año se exportaron 195.620 automóviles, más del 31% de lo transferido durante 2007.

Las terminales argentinas enviaron, a lo largo 2007, vehículos de producción nacional a más de 80 destinos diferentes, esto es ocho destinos más que durante 2006 y 17 más que en 2005.

De acuerdo a un informe divulgado por la consultora Abeceb.com, Brasil continúa siendo largamente el principal destino de las exportaciones argentinas de vehículos: en 2007 ese mercado representó el 62.1% del total de ventas al exterior.

El segundo destino más relevante resultó México, con el 12.7% de las ventas, mientras que Venezuela (6.1%) y Chile (5.1%) les siguen bastante atrás.

Según la misma fuente, comienzan a aparecer nuevos destinos que si bien sólo representan alrededor del 8% de las ventas totales, permitieron compensar las caídas en destinos más tradicionales.

Europa, África y Oceanía incrementaron significativamente sus compras a la industria local, pero especial significación tienen los envíos al bloque de países europeo que durante los primeros siete meses de este año multiplicó su cuantía en más de un 376%, apoyado no tanto en el envío de nuevos modelos, pero si en mayores cantidades del Citroën C4 y de la Mercedes Sprinter.

Europa
Europa pasó entonces de representar el 1.7% de las exportaciones de vehículos argentinos en los primeros siete meses de 2007 a más del 6.3% actual.

En esta mirada a las ventas externas de la industria automotriz argentina, es inevitable hacer referencia a Brasil, que a pesar de la dinámica que están mostrando otras regiones continúa siendo el principal cliente de la industria local.

El relevamiento divulgado por la consultora asegura que el mercado de vehículos importados en el país vecino está creciendo a tasas récord desde 2005. “De hecho ese año las ventas de importados crecieron 31%, en 2006, 66%, en 2007, 100% y en lo que va del año acumula un crecimiento del 59% respecto a igual período de 2007”, señala el texto.

“Esta virtual explosión de ventas de vehículos importados en Brasil resulta especialmente significativa para la industria automotriz argentina debido a que en la actualidad, más de dos tercios de esas ventas son vehículos de producción nacional. La inserción argentina en el mercado brasilero es del 67.1%”, agrega.

Al parecer, y para abastecer esta demanda, las 10 terminales argentinas envían a Brasil 24 modelos diferentes que, en los primeros siete meses del año sumaron 140.338 unidades, un 67.7% más que en igual período del año pasado.

Alarmas
Si bien las exportaciones totales de vehículos vienen creciendo exponencialmente desde 2003 y este año se espera continúen en la misma senda, algunos destinos comienzan a mostrar retracciones fuertes.

De acuerdo a Abeceb.com, en los primeros siete meses de este año, países como Venezuela, Perú, Colombia y Chile, disminuyeron sus compras. Lo mismo puede observarse en los envíos a México y varios países de Centroamérica, como Panamá, Guatemala, Honduras, El Salvador y Costa Rica.

Las causas que explican estas caídas están asociadas a factores de diversa índole. Por un lado, varios de los países citados están atravesando por un proceso de gradual apertura al mundo y cerrando acuerdos comerciales con socios capaces de dar una mayor competencia a la oferta argentina (México y Chile, por caso).

Por otra parte, Venezuela impuso en enero último una restricción para importar vehículos con el propósito de estimular la producción (ensamble) local, medida que provocó un desplome de las ventas internas de vehículos nuevos y una explosión en las ventas y los precios de vehículos usados.

Oferta
Más allá de estas cuestiones asociadas con la demanda mundial, también aparecen las primeras señales de alerta desde el lado de la oferta, afirma la consultora.

“En primer lugar, las restricciones que se impusieron a la producción local por los cortes de ruta durante del conflicto entre el gobierno y el campo, sumado a la huelga de los empleados de la aduana en Brasil más o menos durante el mismo periodo, obligaron a las terminales a penalizar algunos destinos de exportación para poder así satisfacer la demanda local y también la brasilera. Este es el caso de algunas terminales que envían o enviaban modelos a Centroamérica”, apunta.

“De todas maneras, y más allá de estas cuestiones coyunturales, la dificultad que comienza a preocupar cada vez más a las terminales es la asociada a los problemas de competitividad”, agrega el informe.

Según Abeceb.com, los incrementos en los costos (principalmente salariales y de materias primas) sumados a una apreciación real de la moneda local que está licuando los beneficios originados en la devaluación que impuso el fin de la convertibilidad “están haciendo cada vez más difícil la competencia con México y algunos otros del sureste asiático”.


Fuente: InfoBAE

Algunos Servicios recomendados por Todo en un click



¿Todavía tu emprendimiento no es parte de nuestra Guía Click? ¿Que estás esperando?