Inicio Empresas y Negocios Los televisores de LCD ganan la batalla

Los televisores de LCD ganan la batalla

Con el gol del “Pipita” Higuaín a los alemanes, comenzó el Mundial de Fútbol para los fabricantes de televisores. En el sector explican que el partido amistoso que jugaron las selecciones de la Argentina y Alemania desató la fiebre mundialista que cada cuatro años tiene un impacto positivo en la venta de televisores, con el agregado de que esta vez el certamen coincide no sólo con un recambio tecnológico sino también con la aparición del financiamiento en 50 cuotas, que permitirá ver Sudáfrica 2010 en un televisor que se terminará de pagar en el Mundial de Brasil 2014.

Los fabricantes de equipos y las cadenas de electrodomésticos destacan que 2010 será el año en que finalmente los televisores de LCD desplazarán en ventas a los tradicionales TV de vidrio (los conocidos de tubo). En 2009, las ventas de LCD superaron la barrera de las 400.000 unidades, con una participación en el volumen total del 30%, y según las proyecciones de los empresarios del rubro, este año se venderán 1,5 millones de unidades, de las cuales 800.000 corresponderán a las pantallas de LCD.

El negocio de los televisores de LCD ya dio pruebas de su capacidad para sobrellevar un contexto negativo, como el del año pasado, cuando fue uno de los pocos rubros de tecnología que cerró el año con número positivos. Para 2010, las perspectivas, además, son más que interesantes, impulsadas no sólo por el Mundial de Fútbol sino también por las ventajas del financiamiento y las cuotas sin intereses, que se convierten en un aliciente extra en un país de alta inflación como la Argentina.

Hoy, las 50 cuotas sin interés que permiten comprar un LCD por $ 70 mensuales ya están disponibles en las cadenas Garbarino y Frávega -a partir de los acuerdos que tienen con los bancos Santander Río y BBVA Francés, respectivamente-, mientras que el Galicia tiene un convenio similar con Coto, y Musimundo trabaja con el Banco Provincia y el Standard Bank, pero con 20 o 30 cuotas sin interés y un 20% de descuento. Los supermercados también se sumaron a la pelea: Walmart ofrece hasta 52 cuotas sin interés en las compras con las tarjetas del Banco Hipotecario, mientras que Carrefour tiene un acuerdo con el Banco Patagonia (20% de descuento y 24 cuotas) y Jumbo trabaja con 50 cuotas si se paga con su tarjeta Más.
Ventas disparadas

“Hoy, la relación en la venta de televisores de LCD y de vidrio en nuestros locales es de 2 a 1, a favor de la nueva tecnología. Enero y febrero comenzaron relativamente tranquilos, aunque las ventas se dispararon en marzo, a partir del lanzamiento de las 50 cuotas sin interés”, señaló Juan Manuel Aragones, director comercial de la cadena Garbarino.

En la fabricante de equipos Newsan sostienen que, a diferencia de lo que sucedió en otros años mundialistas, esta vez se adelantó la fiebre de compras. La lectura que hacen es que el interés de los consumidores por renovar sus equipos se explica no sólo por las cuotas sin interés, sino también por la tarea proselitista que realizan los operadores de televisión paga. “CableVisión y DirecTV están trabajando muy bien promocionando las bondades del sistema de HD ( high definition ), lo que también favorece las ventas de televisores de LCD”, explican en la empresa.

Por otra parte, en Samsung precisan que el crecimiento en las ventas es acompañado por un traspaso de los consumidores hacia las pantallas más grandes. “En marzo, las ventas de televisores de 40, 46 y 55 pulgadas fueron las que lideraron las subas y su participación de mercado creció del 18 al 30 por ciento”, señaló Sebastián Rial, director comercial de Samsung.
Lógica diferente

Los analistas privados, además, destacan que el negocio de los LCD logró escapar a la lógica del recambio obligado que impera en la mayoría de los artículos para el hogar. “En nuestro país, como en muchos otros, el público realiza cambios de electrodomésticos sólo cuando el que tienen deja de funcionar y es muy costoso repararlo. Los televisores no escapaban a esa lógica, salvo los LCD, que irrumpieron con una tecnología muy novedosa y hoy sus precios son muy competitivos”, explica Jorge Koremblit, director general de la consultora GfK Retail.

Los precios de los televisores de LCD parten de los $ 2200 para las pantallas de 22 pulgadas y trepan hasta los $ 17.000 para los de 46´´. En el medio, la oferta es muy completa, tomando en cuenta variables como el tamaño, la marca o si se trata de tecnología HD o HD Full (esta última, con una mayor resolución, es en promedio un 20% más cara). En los comercios argentinos también ya se consiguen televisores de la tecnología LED -en los que la pantalla es iluminada desde el marco por pequeños diodos-, con valores iniciales de 10.000 pesos.

El furor en las ventas de televisores de LCD, sin embargo, no tiene la misma fuerza en el interior del país. “Hay una reactivación de la demanda de equipos de LCD, aunque por una cuestión de ingresos, en la mayoría de las plazas donde operamos el liderazgo sigue estando en los TV de vidrio en una relación de cuatro a uno”, explicó Pablo Cetrolo, director de la cadena Cetrogar, que tiene 43 sucursales en el norte del país.

En la Red Acero XXI -que reúne a 320 locales de 22 provincias- coinciden con el diagnóstico. “La financiación sigue siendo clave. Nuestros asociados no pueden competir con las 50 cuotas sin interés que ofrecen las grandes cadenas, lo que nos permite acceder a ciertas franjas del mercado”, explicó Marcelo Bordoy, coordinador de Red Acero.
Claves para elegir

* Tecnología . Los televisores de LCD que se comercializan en el país pueden ser HD o HD Full. Estos últimos tienen una mejor resolución y, por lo tanto, ofrecen una calidad de imagen superior. Claro que este plus tiene su precio: en promedio, los HD Full cuestan un 20% más.

* Lo que viene . Otra tecnología disponible en el mercado local son los televisores de LED, que permiten obtener un mayor nivel de contraste y colores más vívidos, gracias a que la pantalla es iluminada desde el marco del televisor a través de pequeños LED (diodos emisores de luz). Un LED de 40?? no baja de 10.000 pesos.

* Mundial en HD Full . Los partidos del Mundial de Sudáfrica se van a transmitir en la tecnología HD Full, aunque los especialistas explican que el televidente sólo notará las diferencias entre un televisor HD y otro HD Full en las pantallas de más de 40 pulgadas.

* Financiamiento . Hoy, los bancos que trabajan con las grandes cadenas del rubro, como Garbarino y Frávega, están ofreciendo para la compra de estos equipos hasta 50 cuotas sin interés, aunque todas las casas del rubro ofrecen financiamiento de largo plazo. En todos los casos, la clave es constatar que se trata de cuotas fijas y sin interés.

* Especie en extinción . En el mercado, todos los empresarios y analistas coinciden en que los televisores de tubo tienen los días contados, aunque esto no significa que se dejen de fabricar en el corto plazo. “La producción local se va a mantener hasta que haya demanda. Los primeros en desaparecer del mercado serán las pantallas de tubo más grande, de 29 o más pulgadas, mientras que los que mejor van a resistir el avance del LCD son los equipos más chicos y más baratos”, explican en Samsung.

* Especie en extinción II. Dentro de la categoría de las pantallas más caras, la batalla entre los equipos de plasma y LCD se inclinó claramente hacia los últimos. Hace un año, los LCD representaban un 93% de las unidades comercializadas dentro de este segmento ?contra el 7% de los plasmas?, y en enero su participación había trepado al 99,5 por ciento.


Fuente: La Nación

Algunos Servicios recomendados por Todo en un click



¿Todavía tu emprendimiento no es parte de nuestra Guía Click? ¿Que estás esperando?