Inicio Bon Vivir Gastronomía Siga la Vaca cumple 15 años

Siga la Vaca cumple 15 años

Se cumplen 15 años desde aquel día en que Siga la Vaca abrió sus puertas al público en el Km. 40 de Panamericana, con la intención de convertirse en la mejor parrilla al paso de los camioneros. Pero, la realidad superó todas las expectativas y Siga la Vaca se convirtió en un modelo de negocio exitoso que hoy cuenta con otros cuatro restaurantes en Capital y GBA (San Isidro, Puerto Madero y Costanera). Aunque por cierto, nunca paró un solo camión en estos 15 años.

La historia de Siga La Vaca se remonta a 1993, cuando cuatro socios amigos, con una inversión inicial de sólo 7 mil dólares, generaron una propuesta gastronómica distinta y única en el mercado, que en poco más de una década cambiarían para siempre la gastronomía argentina

La idea expresada por primera vez en el pequeño salón fundacional del kilómetro 40 de la ruta Panamericana, con capacidad para 50 personas, se convirtió, con esfuerzo, creatividad y tiempo, en el concepto de una de las principales cadenas de restaurantes de la región: con el mejor trato, la mejor calidad y el mejor precio como objetivos prioritarios. Aquella parrilla al paso, con mesas comunitarias, era un lugar simple pero muy limpio, con productos que siempre se caracterizaron por una calidad indiscutible y precios muy convenientes.

El innovador sistema “todo incluido” fue una de las claves del éxito. Y la otra fue mantener el rumbo. Hubo momentos de crisis, donde se planteó agregar otras propuestas al menú que no fueran el asado, pero finalmente y a pesar de los números, decidieron sostener la esencia de ser parrilla. La calidad de las materias primas resultó un beneficio a la hora del reconocimiento de los clientes argentinos y extranjeros.

“Además de inventar el sistema del todo incluido también nos animamos a hacer trabajar al cliente: lo invitamos a seleccionar lo que va a querer comer acercándose a la parrilla y eligiendo su corte preferido. Nuestra mecánica es lo más parecido a un asado con amigos”, cuenta uno de los cuatro socios.

Ese primer local creció hasta ser capaz de recibir a más de 300 personas. Luego, en 1996, se inauguró la sucursal San Isidro, sobre la calle Dardo Rocha, con capacidad para 350 personas. Merced al éxito continuado, en 1999 llega el desembarco en Puerto Madero y la llegada al turismo internacional, con una atención en simultáneo de 450 cubiertos.

“La filosofía de Siga la Vaca está basada en su gente. Son ellos nuestros impulsores, quienes nos alientan a crecer y acompañan día a día. Los clientes forman parte de nuestra empresa, por lo cual adecuamos nuestra propuesta a sus necesidades, tanto del sistema todo incluido, los puntos de venta, como los servicios que ofrecemos. Siempre brindamos lo mejor en precio y calidad”, aseguran.

Actualmente Siga la Vaca cuenta con cinco locales ubicados en los principales polos gastronómicos de la Capital Federal y el Gran Buenos Aires, atiende a más de dos mil cubiertos simultáneos por día, 70 mil clientes por mes y mantiene un promedio de 1 millón de comensales por año. También da trabajo a trescientas familias, cuyos miembros son los verdaderos responsables de mantener intacta aquella idea inicial: el mejor trato, la mejor calidad y el mejor precio.

Siga la Vaca, 15 años de asados con amigos

Para mayor información: www.sigalavaca.com

Algunos Servicios recomendados por Todo en un click



¿Todavía tu emprendimiento no es parte de nuestra Guía Click? ¿Que estás esperando?