Inicio Empresas y Negocios Trabajar para la comodidad

Trabajar para la comodidad

Compartir

Se suele decir que las oportunidades de negocios se encuentran en las necesidades humanas más simples: descansar, colgar una prenda o alcanzar un estante elevado en una casa. Reposol confirma este principio: desde el comienzo apostó a la fabricación de artículos de caño y metal, con el objetivo de brindar comodidad en la vida diaria. Es así que ha llegado a producir un total de 45 ítems diferentes, contando los diversos modelos de reposeras, tendederos de ropa, escaleras de aluminio, percheros de pie y de pared, entre otros. Aunque el centro de su negocio son los primeros dos artículos de la lista.

Casualidad más esfuerzo
“Me inicié en el rubro por casualidad, a los 20 años. Había ido a visitar a mi hermana, y vi que colgaba los pañales de tela del bebé en cualquier parte del baño. Le pregunté si no tenía otra forma de secar la ropa, y su respuesta fue que se podía colgar también en la terraza del edificio, pero que en días húmedos, no se secaban las prendas”, relata Héctor Murphy, socio de la firma.
Poco después, el emprendedor comenzó en la actividad, desarrollando un pequeño tendedero de ropa tipo abanico, para ser aplicado, fundamentalmente, en lugares muy reducidos, como baños, balcones, cocinas, etc. Y lo empezó a ofrecer en ferreterías. “En esa época no se conocía el producto, e iba dejando en cada lugar solamente una unidad. En realidad, muchos de los negocios me compraban de lástima, porque veían el empeño y las ganas que ponía en la venta”, se sincera el empresario.
Un tiempo después, su proyecto, y el tipo de artículo, despegó y creció gracias a un competidor que fabricaba un tendedero grande, en forma de calesita, que era muy visible. “La gente comenzó a vérselo a los vecinos, se interesó y se volcó a pedirlo”, describe Murphy. Hoy día, Reposol tiene una planta de 1.200 m2 en la localidad de Adrogué, Provincia de Buenos Aires, donde emplea a 14 personas.

Buena calidad y respaldo
“Puedo decir que somos los más antiguos en el mercado de las reposeras. Aunque la competencia es grande por la gran cantidad de artículos importados y por el surgimiento de productos plásticos”, resume. Pese a esto, intenta posicionarse y diferenciarse por medio de brindarles a los consumidores “muy buena calidad y durabilidad en lo que compran, como así también repuestos y garantía, que puede oscilar entre dos y cinco años de plazo”. En cuanto a la elaboración, la firma utiliza matricería propia y se encarga del ensamblado y pintado. Terceriza el abastecimiento de una gran cantidad de piezas, ya que “en temporada de alta demanda necesitamos una respuesta rápida”.

Ferreterías y canales afines
A la producción la comercializa por distintos canales, compuestos por mayoristas y home centers, casas de artículos para el hogar y ferreterías industriales (allí vende escaleras de aluminio, fundamentalmente). Su principal cliente es Easy (30 locales y expansión continua), que demanda 55% de sus ventas totales.
Además, desde hace dos años está incursionando en la venta directa a través de Internet. “Es una vía chica que va creciendo”, dice Murphy. Asimismo, a partir de 1998 la firma comenzó a exportar. Sus destinos principales son Uruguay y Chile, aunque representan menos de un 10% de la facturación total.

Claves del éxito
Entre los puntos sustanciales que fueron necesarios para haberse mantenido 44 años en este rubro, el socio gerente de Reposol sostiene: “Tratamos de tener constancia, para eso no hay que desviarse del camino si se está convencido del proyecto que se pretende llevar adelante. Del mismo modo, intentamos aprender y mejorar día a día. Es fundamental tener voluntad”. Otras claves son ofrecer calidad y buena atención a los clientes. “Lo más importante es ver qué reclamos tiene la gente, ya que es la forma de conocer sus necesidades y saber cuáles cosas no funcionan o fallan. Por otro lado, si el packaging es bueno y vistoso, pero no les das contenido, no sirve el producto”, sintetiza Murphy. Siempre, además, intentan ver las nuevas tendencias y lanzar nuevos modelos según las necesidades del mercado.
Para dar a conocer sus tendederos, escaleras y reposeras, su estrategia es tener presencia en exposiciones y realizar promociones. También el boca a boca y la trayectoria en el mercado son primordiales. “En la Argentina hay mucho por hacer, y existen muchas oportunidades para generar negocios”, concluye Murphy.


Fuente: Clarín

Algunos Servicios recomendados por Todo en un click



¿Todavía tu emprendimiento no es parte de nuestra Guía Click? ¿Que estás esperando?